La Coordinación Estatal de Protección Civil (CEPC) activó un protocolo de atención, en conjunto con Guardia Nacional, personal de Seguridad Física de Petróleos Mexicanos (PEMEX) y corporaciones municipales, tras la fuga de gas LP que se presentó esta mañana en el ducto ubicado en el tramo Cactus-Guadalajara, a la altura del kilómetro 612+000 ubicada en terrenos de cultivo de San Rafael Tenanyecac, municipio de Nativitas.

La dependencia estatal activó los protocolos de seguridad para el acordonamiento de la zona en un radio a 500 metros lineales, así mismo como medida preventiva se realizó la evacuación parcial de las viviendas y establecimientos cercanos al lugar del incidente.

Como parte de las acciones conjuntas, se instaló un puesto de mando en la zona fría para coordinar los trabajos para controlar la fuga y salvaguardar la integridad de la población.

Personal de la CEPC, PEMEX y Guardia Nacional continúan las labores para controlar la fuga en el ducto.