El campeón del boxeo que ha puesto muy en alto al estado de Tlaxcala, celebró al máximo su cumpleaños   en compañía de su amigo Saúl González, promotor de su carrera y César quien es su patrocinador oficial del boxeo.

Estuvo acompañado de grandes amigos que siempre lo han apoyado a lo largo de su carrera boxística.

Alejado de su tierra, patria y de sus seres queridos nos compartió diversos momentos que ha vivido año con año a lo largo de su vida.

Con un poco de melancolía a través de más redes sociales nos compartió que pese a los años aún añora y extraña a su padre, “El me mostró está noble profesión y la cual amo”.

Su madre, su hijo, y su hermano son los motores que lo motivan a seguir adelante “No importa la distancia por qué en el cielo hay un enorme Ángel, que nos ve, nos ayuda y nos cuida”.  “Los extraño mucho, pero recuerden que mi padre nos enseñó a ser fuertes y luchar por nuestros sueños”.